Sindicar

La Peñalosa: Asociación "La Piedralosa".


Toda su vida trabajando en el campo, probó fortuna en Alemania en 1966 durante 14 meses. Allí cogió un enfriamiento estando trabajando en una fábrica de quesos, lo cual le derivó a una gripe asmática y le hizo volver a nuestra tierra. Estuvo viviendo durante dos años en Paterna, Valencia pero debido a la humedad y climatología del lugar, tuvo que volver a su aldea natural, La Peñalosa. Durante veintidós años ha estado yendo cada mes de Septiembre a Madrid a pasar una revisión médica, vacunarse y medicarse.
Forma parte de una familia con 5 miembros, tres mujeres y dos hombres y desde pequeño tuvo que tirar de la familia guardando cochinos, esto le impidió asistir al colegio.
Nos cuenta con orgullo que lo que más le gusta es viajar y echar su "partidita" por las tardes y nos deja bien claro que " aquí estamos de paso y el que piense quedarse por aquí está muy equivocado".
Forma parte de la asociación desde hace mucho tiempo pero desde hace tres, es su presidente junto a Paulino que es el secretario y tesorero, Leocadia que es la vicepresidenta y José que es vocal. Juntos forman la directiva de "La Piedralosa". Este grupo de amigos y vecinos se ha visto incrementado estos últimos años, llegando a tomar parte de ella setenta y cinco socios a día de hoy. Aunque prefieren que los socios sean vecinos de la propia aldea y de los alrededores, de hecho hay compañeros que proceden de La Ventilla o de Los Silillos, no discriminan a nadie.
Nos comenta que "el salón de la asociación se ha quedado pequeño", "tenemos demanda y vamos creciendo poquito a poco". Organizan actividades y viajes junto a la asociación de Los Silillos y nos pone como ejemplo el viaje a El Rocío " allí compartimos un día de convivencia extraordinario comiéndonos una paella". Ya tienen reservado dos autobuses para un viaje a Benidorm, además de las múltiples actividades que se llevan a cabo en el local: taller de memoria, baile de sevillanas, aerobic, etc.
" Tres veces al año nos reunimos para gestionar los temas del día de la asociación en sí, todo está apuntado para que cualquiera vea las cuentas, y ya aprovechamos para hacer una comida todos juntos" nos dice sonriendo. Entre las cuotas de los socios, 12 euros anuales, las subvenciones del ayuntamiento y la diputación, se ha equipado la sede con aire acondicionado, ventiladores, sillas, mesas, frigoríficos y una paellera.