Sindicar

Miércoles de ceniza en Ochavillos del Río


Si hay un pueblo en la provincia que celebra de una manera singular el Miércoles de Ceniza, ese es Ochavillo del Río, una pequeña localidad de apenas 950 habitantes del término municipal de Fuente Palmera, la cual recibió la Cuaresma con su peculiar Batalla de la harina. Esta fiesta consiste en lanzarse harina entre unos y otros y cubrirse lo máximo posible de blanco, en especial los niños. Esta tradición que arranca hace más de dos siglos cuando, en la época de colonización de Carlos III, los vecinos de esta localidad se arrojaban ceniza de los braseros. Pero fue hace poco más de 50 años cuando una panadera de esta localidad tuvo la idea de cambiar las pavesas de los braseros por harina, menos dañina, dando así un vuelco a la tradición católica, por la que los fieles se colocaban ceniza sobre la cabeza o la frente como signo de penitencia o de caducidad de la condición humana, y hasta la fecha, esta renovada tradición se ha mantenido cada Miércoles de ceniza.